Estados Unidos tiene un atractivo a nivel turístico fuera de toda discusión. Más allá de las grandes capitales como Nueva York, California, Seattle o incluso Boston, hay muchos otros destinos que cada vez están más demandados.

El turismo en el gigante americano representa más de 990 billones de dólares, unas cifras de vértigo que comienzan, precisamente, en la solicitud del visado de entrada.

De hecho, aunque un vuelo solo disponga de escala en su territorio (habitual en conexiones a través del sur del país, en aeropuertos como el de Miami), es necesario contar con la ESTA para poder hacer ese trayecto.

La ESTA (Sistema Electrónico de Autorización de Viajes en la traducción de sus siglas) es el trámite previo para poder viajar a cualquier destino dentro de Estados Unidos.

Los 6 pasos para sacarse la ESTA y viajar a USA y Canadá

Aunque parezca tedioso, nada más lejos de la realidad si de verdad se tienen claros los pasos a seguir. Este proceso ha de hacerse online, con lo que lo mejor es no olvidarse de ningún paso para evitar el rechazo.
  1. Acceder a la página para tramitar la ESTA VISA. Hay que tener en cuenta que este tipo de permiso solo es válido para aquellos ciudadanos procedentes de países que tienen acuerdos de exención de visa y, por tanto, con esta autorización bastaría. Este tipo de permiso es válido si la estancia es menor a 90 días dentro de territorio americano. Sino, sería recomendable informarse de los trámites a seguir.
  2. Es necesario tener delante la documentación del viaje (hoteles, vuelos, transfers, documentación personal, libro de familia, etc) exige el formulario para poder avanzar en la obtención. Datos personales, laborales, contactos en caso de emergencia, un breve cuestionario de salud, los motivos de viaje. Mucha gente trata de solicitarlo antes de comprar los billetes, sin embargo, precisamente por el tiempo de validez de este permiso, será imprescindible contar con un billete de vuelta o salida del país dentro del plazo establecido. Se pedirán datos sobre ello.
  3. El pasaporte es imprescindible que esté vigente. No sirve ninguno que, durante el proceso de petición de permiso o durante el viaje caduque. Cada ESTA, que es válida durante los siguientes dos años, va vinculada a un pasaporte. Si se hubiera obtenido una en ese plazo pero el pasaporte se hubiera cambiado (robo o caducidad), es necesario tramitar otra.
  4. El cuestionario debe ser rellenado de forma veraz y completa(se tarda aproximadamente veinte minutos en tenerlo) para poder obtener la ESTA. Pero, ¿cuándo debe obtenerse? El periodo máximo de gestión es de 72 horas previas a la entrada en el país. Aunque la mayoría de las solicitudes se contestan a la escasa hora de su petición, lo cierto es que es recomendable tramitarla con tiempo suficiente por si hubiera cualquier contratiempo o necesitaran algún tipo de dato adicional. Teniendo en cuenta que, una vez obtenida, su validez es de dos años, no existe la necesidad de apurarlo hasta el último minuto.
  5. Hay que pagarla. La ESTA no es gratuita. Es también parte de los ingresos del país por la recepción turística. Además, hay que tener en cuenta siempre que la obtención de la misma no exime que, en el control de aduanas, puedan rechazar el acceso al país ya que los agentes presentes en ese último punto de control previo a la entrada en suelo americano tienen la última palabra.
  6. Aunque muchos tienen la tentación de cruzar a través de la frontera canadiense y seguir el tour por Norteamérica, hay que tener en cuenta que Canadá, aunque tiene una relación muy fluida, exige la Canada ETA para poder cruzar su frontera, un visado específico para el acceso a su territorio.